Sin compasión

SIN COMPASIÓN

c8342cb5d7f7d0cc0bdee4d53a1064fa--creature-fantasy-fantasy-warrior
Imagen de Dark-ONE-1 (vía https://www.deviantart.com)

 —Es vuestro turno.

Lo dijo con una voz tan gélida como los vientos que recorren el páramo antártico. Era un hombre alto como una montaña, de hirsuta cabellera negra que caía sobre su anchísima espalda y ojos grises, acerados, con los que miraba al pequeño ejército que se erguía frente a él de modo burlón. Sus músculos, abultados hasta el ridículo, se tensaban con cada inspiración de aire que tomaba, siendo los más impactantes aquellos que recorrían sus brazos y sostenían las armas ensangrentadas con las que combatía a sus enemigos.

En el derecho, una espada de más de un metro enarbolada con la misma facilidad que si fuera una pequeña rama.

En el izquierdo, el hacha de batalla en cuya superficie de bruñido metal aún quedaban restos de sangre y sesos de la última cabeza que había hendido.

Vestido tan solo con un pantalón de cuero rojo y botas negras de media caña, el torso impregnado del icor rubí de cuantos habían caído bajo sus armas, era una visión imponente y aterradora, una imagen surgida de la más horrorosa pesadilla. Sonrió mostrando unos dientes algo torcidos, pero blancos como el nácar.

—Lanzaos contra mí —exigió; sin embargo, su tono de voz parecía el de alguien salmodiando—. Cargad sea cual sea vuestro sexo y edad. Os daré el descanso eterno a cambio de un poco de vuestro sufrimiento. Solo un grito cuando mis armas os alcancen, eso os pido.

Sus enemigos decidieron por fin abalanzarse en tromba contra él. Un par de docenas corrieron aullando para intentar vencer el miedo que les provocaba el salvaje que tenían enfrente y que ya había acabado con tantos de los suyos.

El hacha partió el esternón del primero de ellos con un golpe que pareció el del leñador al talar un grueso tronco. La espada relampagueó y en su arco encontró dos cuellos, cercenándolos con la mayor de las limpiezas. Una mujer perdió el brazo el encontrarse en el camino del golpe del hacha. El filo de la espada se clavó con fuerza en el abdomen de otro enemigo y su punta asomó por los riñones. Las vísceras de otro se desparramaron cuando, con el hacha, el hombre abrió su vientre. Golpeó con el pomo de la espada el cráneo de uno que se había acercado demasiado a él y oyó satisfecho el crujido de huesos al partirse.

Una joven consiguió esquivar los arcos de muerte que trazaban las armas del hombre y lo apuñaló en la cadera. El hombre se volvió hacia ella y emitió un leve gruñido tras el cual frunció el ceño y echó al brazo hacia atrás para lanzar una estocada con toda su fuerza que entró por la boca abierta de la joven y salió, destrozando su rostro, por la nuca.

Lanzando un grito que más pareció el rugido de un león, siguió matando sin pausa a quienes se le enfrentaban, riendo de modo demencial mientras los cuerpos se amontonaban a sus pies.

No lejos de allí, en un altozano, los capitanes Gabriel y Rafael contemplaban la batalla. La matanza, más bien.

—Es poesía en movimiento —dijo Gabriel asintiendo con la cabeza antes de añadir—: No nos equivocamos al traerlo aquí.

—Sí, pero… ¿Es necesaria tanta furia? —Rafael, de natural inclinado hacia las artes y la belleza, no podía disimular la repugnancia que sentía ante el despliegue de violencia desatada.

Gabriel se giró hacia él. Con voz dura y rostro tenso, replicó:

—Es una batalla en la guerra final. Somos el ejército del Cielo y ellos, demonios pese a su disfraz. —Dulcificó un tanto la voz para añadir—: A veces, se necesita un monstruo para matar otros monstruos.

Sin compasión

Anuncios

15 respuestas a “Sin compasión

  1. Imagino que te habrás quedado agusto, Lord😂😂😂. Menudo despliegue de vísceras y desmembramientos!!!
    Me ha encantado el giro final, va y resulta que era del bando de los buenos. Eso muestra que el horror sigue siendo igual de terrible defienda lo que defienda.
    Besacos!!

    Le gusta a 1 persona

    1. En efecto, me he despachado a gusto 😛
      Tenía ganas de dejarme de tanta cosa moñas que últimamente estaba haciendo y escribir algo brutal, salvaje, bestia… y que al final, en efecto, llevara a la reflexión que haces 🙂
      PS: Aunque, claro, es el bando de los buenos si admitimos la visión clásica judeocristiana 😀

      Le gusta a 1 persona

  2. Muchas veces nos empeñamos en buscar inspiración en mitologías extrañas cuando resulta que aquí al lado tenemos más que suficiente. Este aspecto es uno de los que más me han gustado.
    Otro el fantástico final, que me ha recordado el del enano de Cienfuegos con «sólo un demonio puede matar a otro demonio».
    Pero lo que más me ha gustado ha sido:
    «Vestido tan solo con un pantalón de cuero rojo y botas negras de media caña, el torso impregnado del icor rubí de cuantos habían caído bajo sus armas, era una visión imponente y aterradora, una imagen surgida de la más horrorosa pesadilla».
    ¡Vaya descripciones, señor mío!

    Le gusta a 2 personas

  3. Leído y disfrutado como ameritas, pese a ello te indico las siguientes observaciones:
    En el párrafo 2º “Lo dijo con *un voz tan gélida…”; en el quinto se te ha pasado por alto la coma que ha de preceder a “pero”; en el 9º el término “imprimir”, según la RAE queda fuera del contexto que le quieres dar, por lo que entiendo es necesario que le des un repaso y cambies incluso la estructura sintáctica si fuera preciso.

    Saludos

    Le gusta a 1 persona

    1. Vamos “pallá”:
      -Pongo la “a” perdida y la coma de antes del “pero”
      -Certísimo. Se me fue la olla con el verbo “imprimir”, aunque la expresión la he visto en muchas traducciones incorrectas del inglés. Pongo “echó al brazo hacia atrás para lanzar una estocada con toda su fuerza que entró por…”

      Le gusta a 1 persona

      1. No eres el único que ha utilizado ese verbo de manera tan usual como equivocada. Espero que lo tengas en mente de aquí en adelante, y por si te sirve de algo, cuando utilizo un término que me hace dudar lo consulto en el diccionario de la RAE.

        Saludos

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s